La reforma de un portal, una fórmula para dar valor a las viviendas (fotos)

En un momento en el que el precio de la vivienda sufre un camino descendente, toca dar valor añadido a las viviendas como método de diferenciación y revalorización. dentro de este punto, las reformas o rehabilitación juegan a favor del propietario, que puede actuar en diversos puntos. uno poco explotado pero muy importante es el de las zonas comunes, que en el caso de un edificio de viviendas es lo primero que ve tanto el propietario como un comprador o una mera visita. te presentamos las fotos de una rehabilitación de un portal y patio interior de un edificio de apartamentos de alquiler realizado por estudio b76 en el centro de Madrid que son sinónimo de valor para las viviendas.

La rehabilitación no sólo sorprende estéticamente, sino también porque haya sido realizada en un edificio de apartamentos en alquiler. sin embargo, la demanda de viviendas en alquiler en el centro de Madrid se ha disparado y también toca competir con otros propietarios, tanto para cerrar un contrato como para optimizar el precio.

“La creciente demanda de alquileres no sólo exige una completa adecuación de los intereses del futuro inquilino en cuanto a su hogar se refiere, sino también a las zonas comunes que forman también parte de su casa”, señalan desde estudio b76, empresa que ha realizado una rehabilitación del portal y las zonas comunes del edificio de apartamentos de General Yagüe 10 tras un concurso convocado por la Fundación Alfonso Martín Escudero.

Estudio b76 explica que la rehabilitación consistió en dar una “solución al problema de accesibilidad, instalando rampas y plataformas deslizantes para personas con movilidad reducida, sin que su presencia afecte negativamente a la estética del portal. Y por otra, incorporar el patio convirtiéndolo en un precioso escenario natural”.

“En un principio, el patio era un espacio inerte, desolado, sin ningún atractivo. La propuesta de Estudio b76 no fue solo incorporarlo visualmente sino ‘decorarlo’ con un elemento de jardín artificial, con plantas reales puntualmente instaladas, que requieren un mínimo mantenimiento y sin embargo proporcionan un máximo disfrute visual de la naturaleza cambiante con el tiempo y las estaciones. Su disfrute visual también será en horario nocturno, gracias a la iluminación”, sentencia.

El nuevo espacio se consiguió rehabilitando 340 m2 buscando más amplitud, con un espacio diáfano, demoliendo divisiones y tabiques e incorporando visualmente el patio. también se ganó “claridad, por el empleo de materiales con acabados claros y luminosos y por la incorporación de luz natural del patio al portal y portería, así como por el tratamiento de la iluminación artificial, indirecta y muy estudiada. por último, se mejoró la calidad, por los materiales empleados como el mármol, estucos, panelados de madera, pan de oro y por la composición y proporción en su utilización”, subrayan.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *